barcelona paraíso

Capaz de sorprender y enseñar la parte más llamativa del lugar más desastroso, Barcelona esconde entre sus calles, cientos de establecimientos cargados de personalidad. Además de las creaciones de Gaudí o el célebre mercado de la Boquería, podemos encontrar mil rincones abarrotados de cultura, creatividad e ingenio. La ciudad condal apuesta desde los años sesenta por las tendencias y el diseño, y esto se refleja día tras día en el ambicioso carácter de sus transitadas calles.

Para un diseñador, caminar por el Raval o por las enmarañadas callejuelas del barrio Gótico, es como caminar por las nubes; decenas, cientos de logotipos, rótulos, imágenes, tipografías, colores,...son capaces de llamar la atención de cualquier humano, tenga defecto profesional o no lo tenga. Y es que, Barcelona, además de tener encanto como ciudad turística, también lo tiene como cuna del diseño.

Cartel tipográfico del estudio sacred&profane.

  • jueves, 20 de noviembre de 2014, 5:07 pm
  • | Tatiana